Los dos empresas han mostrado algo más que interés por la iniciativa española. Han contribuido con 18 millones de euros a su capital, para que alcance un mayor desarrollo, a la espera de que la estrategia de construir manzana a manzana la red WiFi dé un buen resultado, que sería luego exportable a otras partes del mundo. FON crea una red de conexiones wireless que mantienen los propios usuarios, o «foneros».

Estas conexiones sin cable darán servicio no solo a los ordenadores conectados a la red de FON, sino que servirá de soporte también para las comunicaciones telefónicas. El nombre de la compañía no está elegido al azar. Las compañías proveedoras de conexión a Internet podría plantear pegas a que sus clientes compartan su conexión, para crear la red. Pero hasta el momento ningún proveedor ha impedido que sus clientes participen en la red de Fon.

Fon es una iniciativa de Martín Varsavsky, creador a su vez de Jazztel y Ya.com. En unas declaraciones recogidas por el diario News.com, Martín Varsavsky ha dicho que «mi corazón está con la gente que invierte en redes» y muestra su agradecimiento a los proveedores de Internet. La red funciona, en palabras del empresario argentino, del siguiente modo: «Primero tienes que convertirte en un cliente de ISP, luego puedes convertirte en un «fonero» si donas tu WiFi».

La noticia de News.com recoge también la opinión de Roger Entner, de la empresa de análisis del sector wireless Ovum. Para Entner, «es una gran idea, pero están violando la ley. Es tratar el WiFi como una propiedad comunal, cuando no lo es».

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…