¿Qué es mejor SEM o SEO? La eterna pregunta a la que los profesionales del marketing digital suelen dar la misma respuesta: depende de tus objetivos.

De hecho, qué necesidad hay de decantarse entre blanco y negro, cuando la combinación de ambas disciplinas amplía los beneficios para cualquier proyecto online.

En el fondo, aunque con caminos diferentes, las estrategias SEM y SEO persiguen un mismo propósito: atraer más tráfico cualificado a una web para aumentar las ventas online.

Manu Pérez (@ManuPerez), consultor SEO en Webpositer, te anima a que aproveches el potencial de las dos para fortalecer tu negocio en Internet ya que ambas se complementan a la perfección.

Mejora de la reputación online o el impacto a tu público objetivo desde diferentes canales destacan como dos de las principales ventajas de conjuntar las campañas SEM con el trabajo de posicionamiento orgánico.

En el vídeo y a lo largo del artículo compartimos técnicas que evidencian que «la unión hace la fuerza».

Definiciones de SEO, SEM y PPC

Si eres seguidor habitual de nuestro blog, entendemos que estos términos son grandes conocidos para ti, pero vamos a pasar a refrescar tu conocimiento de forma breve.

¿Qué es SEO?

SEO son las siglas en inglés de Search Engine Optimization o, traducido al español, «optimización para motores de búsqueda».

Esta disciplina trabaja para mejorar la visibilidad de una web en el ranking de resultados orgánicos ofrecido por buscadores como Google.

Con el SEO el posicionamiento obtenido por un proyecto en Internet se obtiene de forma natural, fruto del trabajo de optimización sobre ese site, sin que exista un pago a la empresa del buscador en cuestión para que esa página destaque por encima de otras.

que-es-seo

Ejemplo de resultados de búsqueda orgánica por la palabra clave «colchas bouti».

En esta labor, factores como la relevancia de una web para responder a los intereses de búsqueda de los usuarios, y su autoridad valorada en función del número y la calidad de los enlaces que apunten a ella resultan vitales para que Google premia a una web con óptimas posiciones en sus resultados.

¿Qué es el SEM?

Tras las siglas Search Engine Marketing (marketing en motores de búsqueda) encontramos el SEM.

Esta técnica que impulsa el posicionamiento de una web a través de anuncios pagados en buscadores para determinadas palabras clave.

Si hablamos de campañas SEM, a todos nos viene a la mente Google Ads, ¿verdad?

que-es-sem

Con la misma búsqueda – «colchas bouti» -, Google encabeza su ranking de resultados con estos anuncios publicitarios.

Y ¿qué es el PPC?

El PPC (Pay Per Click o pago por clic) hace referencia a campañas de pago realizadas en diferentes canales (Google Ads, Facebook Ads, Twitter Ads…) y solo se paga por el clic obtenido por un usuario sobre un anuncio.

que-es-ppc

Ejemplo de publicidad en Facebook

Principales diferencias entre SEO y SEM

Aunque complementarias entre sí, con rasgos y finalidades similares, las estrategias SEO y SEM muestran puntos diferenciadores que debes conocer para escoger la más idónea en función de tus objetivos.

Tiempo

Si buscas resultados aquí y ahora, el SEO no es tu estrategia.

La web precisa de un proceso de preparación y optimización previo para obtener esa visibilidad tras implementar las mejoras necesarias y que Google las asimile e interprete.

Por el contrario, una campaña de SEM es inmediata; una vez lanzados tus anuncios de pago, ese mismo día puedes obtener tráfico a tu web, ampliando las opciones de cosechar nuevas ventas a corto plazo.

Objetivo

Imagina que tienes en mente un propósito concreto y deseas llegar a un público específico captando su lead a través de un formulario.

En este caso, una estrategia basada en PPC sería una buena opción por su rapidez.

Si tu objetivo es abarcar un volumen de búsquedas grande dentro de tu sector para ampliar las posibilidades de venta de tus productos o servicios, escoge el SEO como un pilar clave en tu estrategia de marketing online.

Necesitarás tiempo y trabajo de optimización constante para entrenar tu página a tope y que Google poco a poco valore ese esfuerzo en mejores posiciones y más visibilidad en las SERPs.

Presupuesto

En una campaña de PPC el presupuesto viene marcado en multitud de ocasiones por la competencia.

¿Por qué? Hay palabras clave de alta competitividad que, si deseas apostar por ellas, deberás pagar un precio alto por obtener un clic.

El SEO permite que tu web aparezca en los resultados de búsqueda por esas palabras clave a medio y largo plazo gracias al trabajo de optimización realizado, pero sin necesidad de pagar por un anuncio específico atacando esa keyword estrella.

Objetivos de negocio

Estudia el comportamiento de tus usuarios en todo el funnel de compra porque, en función de su forma de buscar información sobre tu producto o servicio, puede que se dirija directamente a la web y no a otros canales.

Esta situación dejaría patente que una campaña SEM no sería la estrategia más idónea, frente al SEO que sí ayudaría a situar tu página en Google cuando el usuario la busca.

Ubicación en los resultados de búsqueda de Google

Las SERPs de Google siguen un orden concreto: primero aparecen los anuncios publicitarios basados en campañas de SEM y después las páginas basadas en posicionamiento orgánico.

Aquí lo verás con más claridad:

diferencias-seo-sem

Si tenemos presente que estar en la primera página de Google es el deseo de cualquier negocio online ante búsquedas clave para su sector, el SEM puede ser un camino rápido que, unido con la perdurabilidad del SEO, forjan una pareja ganadora.

¿Y qué ventajas obtienes con estrategias de SEO y SEM?

Los pros del SEO

Un buen trabajo SEO te permitirá situarte poco a poco como una opción de referencia entre los resultados mejor posicionados para una amplia variedad de intenciones de búsquedas, lo que también ampliará el alcance de tu negocio online.

Y más si trabajas el posicionamiento de marca, lo que será un paso de gigante para tu estrategia de branding.

Esa capacidad para copar espacio en las SERPs por búsquedas clave dentro de tu sector aumentará tu credibilidad, al tiempo que esos resultados perdurarán en el tiempo siempre que desarrolles una buena estrategia y optimices tareas de SEO Onpage y Offpage de forma periódica.

Los pros del SEM

Por su parte, el SEM permite ampliar la visibilidad en las SERPs con anuncios que encabezan los rankings de Google.

Además, las diferentes plataformas de publicidad en buscadores ayudan a pulir al máximo cada aspecto de los anuncios para afinar la orientación y llegar con más precisión al público deseado. Todo ello ajustando el presupuesto o incluso parando la campaña en el momento deseado, llegando a tu público con gran inmediatez.

8 tácticas para aprovechar el SEM para mejorar tu estrategia de SEO

Ahora llegamos al quid de la cuestión: los beneficios de combinar ambas estrategias.

Existen diversidad de técnicas a aplicar, pero te recomendamos que partes de las pautas dadas por Manu en el vídeo para que tu negocio online note las ventajas de esta fusión.

1 – Mejora del tráfico web y la visibilidad de tu proyecto

Táchanos de previsibles pero está claro que uniendo SEO y SEM lograrás una mayor exposición de tu web a ojos de potenciales clientes, lo que amplia las opciones de aumentar las visitas a tu site.

Es más, si tienes la capacidad de aparecer por palabras clave fuertes en tu sector tanto por posicionamiento de pago como orgánico dejarás patente tu posición de dominio en tu sector.

2 – Identifica las palabras clave que más convierten

Gracias a la combinación de ambas disciplinas, estarás al tanto de las keywords no solo que atraen más visitas a tu página, sino que acaban materializándose en ventas.

En herramientas como Google Analytics, podrás conocer las páginas de destinos con más conversiones tanto desde campañas de PPC como dentro de tu estrategia SEO y qué palabras clave están jugando un papel esencial en ese éxito.

Asimismo, las palabras clave que utilices en tus anuncios de pago, por ejemplo en Google Ads, pueden actuar como excelente prueba para valorar su impacto y así después trabajarlas a fondo en la optimización SEO de la web.

3 – Realiza test A/B para mejorar la efectividad de los resultados de tu web

¿Te gustaría saber qué versión de una misma página funciona mejor para tus campañas de pago por clic?

Obtén la respuesta con el desarrollo de test A/B en Google Optimize, de los que ya te hemos hablado en el blog.

De este modo, todos los aspectos que ayuden a mejorar esa landing de venta de tus campañas, podrás implementarlos en tu estrategia SEO para potenciar sus resultados.


Este vídeo te interesa:

¿Qué es un test A/B de Google Optimize y cómo debes implementarlo en tus proyectos?


4 – Remarketing: sigue a tu usuario para lograr la conversión

Te ponemos en situación. Un usuario ha navegado por Google buscando «sandalias de verano para mujer» y ha entrado en tu zapatería online pero no ha llegado a hacer la compra.

busqueda-organica-seo

Como deseamos darle más opciones para que se decida a adquirir un nuevo par de zapatos, cuando navegue por Facebook, le impactará una publicidad de nuestro e-commerce sugiriéndole la gama de sandalias disponibles, incluso con atractivas ofertas.

ejemplo-remarketing

5 – Desarrolla un keyword research previo para su aplicación en estrategias SEO y SEM

Siempre que pongas en marcha un proyecto online la realización de un estudio de palabras clave es fundamental.

En su desarrollo es posible que haya palabras clave que no sepas con certeza si funcionarán bien o no.

Una campaña SEM puede actuar como experimento de laboratorio para valorar su impacto y su posterior implementación dentro del trabajo SEO. ¡Hallarás importantes oportunidades de negocio!

6 – Llega a todas las intenciones de búsqueda de tu embudo de compra

Gracias a la combinación de marketing SEM y estrategias SEO, podrás abarcar intenciones de búsqueda tanto informativas, transaccionales como comerciales que copen todo el embudo de compra de un potencial cliente.

funnel_etapas (1)

De este modo, si hay fases de ese funnel a las que te está resultando difícil llegar con posicionamiento orgánico, las campañas de pago por clic se presenten como una excelente alternativa para estar cerca de tu público. ¡Valora esta recomendación!

7 – Encuentra a tu público objetivo desde diferentes canales

Sé sincero. Lo que tú deseas es vender y para ello es crucial dar con aquellas personas que estarían interesadas en comprar tu producto o servicio.

Tal vez tu cliente ideal no utiliza Google para comprar un artículo como el que tú ofreces, sino que le gusta entrar en Youtube para obtener opiniones de otros usuarios y posteriormente realiza ese proceso de búsqueda.

Te recomendamos que controles todos los escenarios posibles para aparecer en ellos bien por SEM o por SEO y así mostrarte ante tus potenciales clientes sin que ellos realicen un gran esfuerzo en encontrarte.

8 – Mejora tu reputación online

La conjunción del SEO y SEM ayuda a dar de más presencia de tu web en las SERPs de Google.

Este aspecto toma una especial relevancia para si contamos con resultados de búsqueda negativos que estén perjudicando la reputación online de la marca.

Si trabajamos bien ambas estrategias, las referencias positivas hacia nuestra marca aumentarán restando visibilidad a posibles informaciones desfavorables.

¿Has comprobado cómo en la fusión de SEO y SEM (y también PPC) tu negocio cuenta con un gran aliado?

Sigue estas sencillas pautas para aprovechar todo su poder y lograrás mejores resultados también en tu posicionamiento orgánico.

¡TENEMOS MUCHO MÁS SEO QUE ENSEÑARTE!

Tenemos la formación SEO más completa. Aprende de los mejores y transforma tu pasión en una profesión.

Do you SEO?

TÚ
NO ERES
JUAN PALOMO

¿Necesitas que un equipo profesional y simpático te ayude a ganar la batalla en Internet?

¡Aquí nos tienes!